Social y Solidaria

MUJERES MISIONERAS RESCATAN MARCA 1200 (1)

Noticias Cooperativas

MUJERES MISIONERAS RESCATARON UNA MARCA

La alternativa lechera y elaboración de productos lácteos comenzó a tomar forma nuevamente con la marca “Leandrito” a través de la Cooperativa Agrícola Ganadera de Leandro N. Alem Limitada –Leandrito-, que es ahora gerenciada por un grupo de mujeres.

Un Grupo de mujeres conformaron una cooperativa y llevan adelante la fábrica de yogures, queso criollo y leche pasteurizada a lo que se suma en temporada de verano, los helados.

Fue una de las primeras cooperativas lácteas que después dejó de trabajar. Más allá de eso, la marca se mantuvo y hoy es reconocida por el consumidor, lo que favorece a la actividad actual de la cooperativa.

Miriam Tckaczuk de Alvarenga - directiva de la Cooperativa

“Actualmente son diez los productores que diariamente entregan la producción de unas 20 vacas de la raza jersey, lo que le significa a la planta la industrialización de 800 a 1.000 litros por semana con un rinde por litro de $30 que se lleva el productor. Cabe destacar que en promedio cada uno de estos animales produce “de 8 a 12 litros diarios y estamos trabajando en aumentar ese caudal porque la raza, en otros climas, llega a producir 25 litros.”

Respecto a las ventas, desde hace varios meses vendemos en el Mercado Concentrador de Oberá y también tendremos un stand propio en Posadas. Vendemos todo, no nos queda nada y así podemos también proyectar.”

Mujeres en acción

Luego de un período donde las máquinas y el predio quedaron casi inactivos, un grupo de mujeres decidió crear una cooperativa y así darle la salida a la leche que algunos productores tenían, generando mano de obra para varias de ellas.

De esta forma, a la decena de colonos se suma un número similar de quienes en la planta reciben la materia prima para elaborar queso criollo fresco, que es un producto muy buscado por su frescura y porque anda muy bien para pizzas o picadas. También los colonos fabrican la ricota y crema de leche sin conservantes que luego son comercializados en los puestos de venta de la cooperativa.

También la planta elabora leche pasteurizada y yogures saborizados en potes; pero uno de los más pedidos es el natural o sin sabor que se realiza sin aditivos ni conservantes.

Colofón

En algunas provincias se habla de una crisis láctea en este 2021, Misiones definitivamente no es una de ellas ya que la Cuenca Lechera le encontró la vuelta a la actividad tras la figura cooperativa y un gobierno respetuoso de las mismas, que las impulsa y acompaña.

En el caso de la marca “Leandrito” rescatada por una docena de mujeres que trabajan en la planta han logrado una diversidad de productos y un desarrollo que va en crecimiento.

Fuente: El Territorio y elaboración propia

Compartir nota en Facebook